Erradicar la pobreza no es un acto de caridad, es un acto de justicia
— Nelson Mandela

En el Banco del Plástico creamos oportunidades para la movilidad social, porque entendemos que la generación de riqueza es fundamental para reducir la pobreza. 

La generalización de la pobreza así como las grotescas desigualdades que dificultan a las personas el poder satisfacer sus necesidades básicas, tales como alimentación, salud, educación y cultura, son factores que alimentan el resentimiento, la hostilidad, creando condiciones que propician conductas delictivas, por lo cual constituye una amenaza para la paz y la seguridad ciudadana. Adicionalmente, genera un mercado político para la demagogia y el populismo que impiden el desarrollo armonico y sustentable de los pueblos.

La pobreza no solo condena a las personas a la miseria, frecuentemente puede significar además una condena de muerte. Quizás por esta razón, en los objetivos de desarrollo sostenible de la Agenda 2030 de las Naciones Unidas, se coloca en primer lugar la misión de poner fin a la pobreza en todas sus formas en el mundo.  

En el Banco del Plástico abrazamos los objetivos de la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, y nos convertimos en Agentes de Cambio para contribuir a reducir la pobreza en Venezuela.

Estoy convencido que para reducir la conflictividad en el país, es imprescindible reducir la pobreza
— Pedro Galvis

De acuerdo a los datos obtenidos de la Encuesta de Condiciones de Vida 2015 (ENCOVI), la capacidad de compra de las familias venezolanas ha experimentado la mayor contracción de la historia del país, ubicando la pobreza de ingresos en el 73% de los hogares de Venezuela el pasado año 2015. Estas son las razones que inspiran nuestra iniciativa.